PERSPICACIA

 

   Todas las religiones afirman que el hombre sufre de algún tipo de esclavitud.  Los fundadores de movimientos religiosos aparte de la Biblia han exclamado “libertad” a través de una serie de pasos  a la “liberación” o, hacia algún tipo de “aclaración o despertar” para salir o librarnos de la esclavitud.  ¡La religión bíblica es muy diferente! Desde el comienzo, Dios siempre a mostrado y recordado a Su pueblo que Él es su libertador y Justificador, y que solamente Él los puede librar de la esclavitud.  Nuestro Señor es el único ser en existencia que nos puede librar de nuestros pecados.

   Andaré entre vosotros: seré vuestro Dios y vosotros seréis mi pueblo. Yo soy Jehová, vuestro Dios, que os saqué de la tierra de Egipto para que no fuerais sus siervos; rompí las coyundas de vuestro yugo y os he hecho andar con el rostro erguido. Lev 26:12-13

   La religión bíblica es única en su exclusividad en cuanto a cómo ser salvos.  Dios, y solamente Dios nos puede salvar. Él es el centro de nuestra salvación. Él nos llama a caminar a Su lado. Nos llama a caminar con Él; a ser santos como Él es santo. Él define el perímetro de nuestro caminar y nos enseña a ser fieles y responsables en ese caminar.

   ¡Por eso es que la práctica de otras religiones o sistemas de creencia no han tenido efecto sobre el corazón humano!  Otras ideologías religiosas son impotentes porque predican liberación por merito o esfuerzo humano. Dicen que el conocimiento de la salvación y poder de liberarte está en ti. 

Jesús le dijo: —Yo soy el camino, la verdad y la vida; nadie viene al Padre sino por mí.  Juan 14:6

   Jesús es el único camino a la salvación, a una relación personal con Dios.  Ninguna otra religión ni se imagina una relación personal con Dios excepto la religión bíblica. Mahoma nuca dijo que él era el camino; Buda siempre dijo que el camino a la liberación estaba en ti; y otros “predicadores” y “maestros” pervierten el evangelio con reglas y tradiciones hacia la liberación.  Jesús siempre hizo de Si mismo el centro de Sus enseñanzas y el asunto de la salvación de todos. Él nos llama a vivir en Él, a seguirlo y a tener esperanza en Él.  Él enseña fe y gracia.  Él es la razón de nuestro cántico, oración, alabanza y ánimo.  ¡Él es nuestra razón de vivir!

Y en ningún otro hay salvación, porque no hay otro nombre bajo el cielo, dado a los hombres, en que podamos ser salvos. Hechos 4:12

 

 

El Corazón de Dios: El Primer Mandamiento

Dios: Centro y Circunferencia

 

Texto: Éxodo 20:3

 

“No tendrás dioses ajenos delante de mí.”

 

Tema:

El primer mandamiento inicia la actitud necesaria para entender los nueve que le siguen. Si Dios es verdaderamente Dios, todo lo que Él dice es verdad y debemos obedecer.  Si Dios es verdaderamente Dios, estamos seguros en Su dominio y podemos confiar en Sus parámetros. Todos los que pertenecemos a Él y nos consagramos como Su pueblo somos resguardados del mal. El primer mandamiento no es solo primero en secuencia, sino en prioridad. El Señor nuestro Dios, nuestro libertador, no acepta un lugar periférico en nuestra vida. Su lugar no es de consejero ocasional o Salvador de peligros momentáneos solo para ser olvidado cuando todo “vaya bien”.  Él es nuestro todo, o nada. “Él no busca ni acepta una posición que no sea otra que la de soberano en nuestra vida.” 

 

Aplicación:

Sugerencias Prácticas:

1. ¡Ora diariamente! Somete todo aspecto de tu vida al Señor. ¡Deja que Su poder milagroso obre en todas las áreas difíciles de tu vida!

2. ¡Entrega tus deseos y demandas! ¡Asegúrate que los deseos y demandas de Dios sean el centro y la circunferencia de tu vida! ¡Conoce el Señor!

3. ¡Deja que Dios te maraville! Comienza el día en oración para que estés sintonizado con el Espíritu. Deja que Dios te maraville al darle tu plena confianza en todo. ¡Sé agradecido y satisfecho con todo!

4. ¡Desarrolla temor santo! ¡Haz conciencia de la presencia de Dios en tu vida y de que eres salvo! ¡Deja que sea el centro y enfoque de todas tus actividades diarias!

 

 ¡Que el Señor te bendiga grandemente!

 

SERMÓN

 

Haciendo a Dios Nuestro Centro y Circunferencia

 

Primero Necesitamos Hacerle el Centro de Nuestra Vida

 

I. El Primer Mandamiento Demanda Atención

 

   1. Dios no escatima para nosotros Romanos 8:32

   2. ¿Qué escatimas tu para Dios?

 

II. El Primer Mandamiento Demanda Enfoque

       Filipenses 3:8-9

   1. ¿En qué te enfocas? ¿Cuál es tu meta?

   2. ¿Te ves como parte del plan de Dios o tienes tu

       propio plan?

   3. ¿Cuánto has sacrificado para conocer a tu Señor

       íntimamente? ¿Qué te está impidiendo?

 

III. El Primer Mandamiento Demanda Celo

       Romanos 12:9-21

  1. El compromiso necesita ser aficionado

  2. La integridad tiene que ser consistente

  3. Nuestro deseo tiene que ser puro y limpio

 

Si el Señor es el centro de tu vida, entonces el perímetro es el Reino de Dios¾Todo revolverá sobre el Reino!

 

IV. La Circunferencia es el Discipulado

          Lucas 14:25-35

  1. Superando los rituales

  2. Superando el consumerismo

  3. Nuestra conciencia debe estar expuesta y dispuesta

       a ser corregida. 2 Tim 1:7

 

V. La Circunferencia es Obediencia Total

       1 Corintios 15:58

  1. Cambiar nuestro punto de vista de tener religión a

        ser religioso.

  2. Hacer de Dios nuestro anaquel y de nuestros deseos

       y metas las insignificancias.

  3. ¿Te has dado cuenta donde estas y a que has sido

       llamado?

 

 

 

 

CHARLA

 

Introducción:

Cuando te reúnes los domingos para la asamblea (culto), ¿estás lleno de maravilla sobre tu realidad espiritual? ¿Cómo ves lo que te rodea? ¿Reconoces la presencia de Dios?

 

¡Encárgate!                      Hebreos 12:18-29            

 

1. ¿Qué se usa como punto de referencia en los versículos 18-21?  Lee Éxodo 19:16-25; 20:1-21

 

2. ¿Por que era tan espantoso el campamento Israelita?

 

3. ¿Cómo es lo que tenemos ahora mejor experiencia que lo que tuvieron los Israelitas? ¿Cómo es diferente? ¿Cómo es similar?

 

4. Los vers. 25 -29 contienen una advertencia. Si tú fueses Israelita en el tiempo de Moisés, ¿cómo tomarías esa advertencia y tu experiencia de Dios?

 

5. ¿Crees tú que la tierra se conmoverá una vez más? ¿Cómo puedes prevenir que seas conmovido y destruido cuando eso ocurra?

 

6. ¿Cómo puedes estar seguro que estas en ese reino inconmovible? (vers.28)

 

Enfoque:

1. ¿Qué tipo de cosas te distrae de poder palpar la descripción del reino en Hebreos 12?

 

2. ¿Te es difícil aceptar el hecho de que eres parte del plan de Dios? ¿Qué específicamente dudas?

 

3. ¿Crees sinceramente que estas caminando por el camino angosto y difícil? ¿Cómo lo sabes?

 

Práctica:

Ora que estés abierto a cambiar las cosas y las ideas en tu vida que se interpongan en tu devoción a Dios, ¡el Creador del Universo!

 

Dios Como Centro Y Circunferencia

 

LUNES                       COMO NUESTRO CENTRO, ÉL DEMANDA NUESTRA ATENCION...

Lee Mat. 22:37-38. ¿Qué debes hacer para que Dios sea El Centro de tu vida? Tu corazón, alma, mente y fuerza debe amar a Dios sobre todo. ¿Demandarías menos que eso de tu cónyuge? Tus emociones (corazón), alma, pensamientos (mente) y naturaleza física (fuerza) debe estar enfocado en amar a Dios. ¿Nos ama Dios con todo Su ser? Lee Rom. 8:32.  ¿Ha escatimado Dios algo de ti? Escribe Rom. 14:9 en una tarjeta y memorízalo. Lo que hagas, ¡hazlo para la Gloria de Dios!

 

MARTES                    COMO NUESTRO CENTRO, ÉL DEMANDA NUESTRO ENFOQUE...

Lee Fil. 3:8-9.  ¿Has abandonado tus sueños y metas por conocer mejor a Jesús?  ¿Has dejado de perseguir bienes y ganancias materiales por conocer mejor a tu Salvador? ¿Has abandonado situaciones, empleos, u otras distracciones para profundizar en tu relación con Jesús? Lee Lucas 8:14. ¿Qué previene que la semilla madure? ¿Puedes identificar las veces en tu vida que te has distraído y tu fe y tu madurez espiritual se han perjudicado? ¿Puedes identificar la actitud o distracción que te desoriento? Ahora lee Mat. 18:7-9.  ¿Qué actitud nos enseña Jesús a tener hacia lo que nos puede distraer? ¿No es esto bastante radical?  ¿No es esto lo mismo que dice Pablo en Fil. 3:8-9?  Escribe Fil. 3:8 en una tarjeta y memorízalo.

               

MIÉRCOLES            COMO NUESTRO CENTRO, ÉL DEMANDA NUESTRO CELO...

Los casados entienden que su compromiso a la relación debe ser total.  No creo que considerarías a nadie que solamente te diga que se puede dedicar a ti 5 días a la semana.  Cuando te casaste prometiste abandonar cualquier otra posibilidad de conyugarte con alguien, cualquier otro compromiso, cualquier otra distracción a tu relación con tu cónyuge.  Prometiste dedicarte a la otra persona a través del bien o del mal. Cuando el Señor dice: “No tendrás dioses ajenos delante de mí.”, espera un celo y dedicación completa de ti.  Considera al Rey Asa en 2 Cron. 16:6-13.  Del vers. 8, ¿acostumbraba Asa a depender del Señor?  ¿Qué paso durante su vida? ¿Qué paso con su celo? ¿Qué le dijo Hanani en el vers. 9? Lee Rom. 12:9-21.  Estas palabras vienen de un corazón completamente entregado al Señor¾sin falta de celo (vers. 11).  ¡Nuestro fervor y devoción a Jesús tiene que ser consistente! Ver Lucas 9:62.  Escribe este pasaje en una tarjeta y memorízalo.

 

JUEVES                     COMO NUESTRO CENTRO, ÉL DEMANDA NUESTRO DISCIPULADO...

Ayer vimos en el versículo de memorización la importancia de mantener tu enfoque en Jesús para ser útil en el Reino de Dios.  No solo te ha salvado, pero Dios te prepara para que seas efectivo en Su Reino.  El no quiere que tengas distracciones para que puedas rendir un servicio perfecto en Su Reino. “Jesús no solo te llama a seguirle; Él quiere que imites Su compromiso intachable al Reino de Su Padre.” ¾Shelly  Lee Lucas 14:25-35.  Los eventos que leemos aquí ocurren por las grandes multitudes que seguían a Jesús.  Es interesante notar que Jesús no solo buscaba números grandes de seguidores, sino gente comprometida a Su propósito.  Deseaba gente comprometida con todo su corazón.  Personas que lo hicieran Señor y Dios de sus vidas. El discipulado que Él requiere va mas allá de los rituales religiosos superficiales y más allá del consumerismo.  Jesús desea que tu discipulado sea una reexaminación continua de tu conciencia a luz de como amas a tus hermanos, ¡hasta a tus enemigos!  En el vers. 33 vemos nuevamente la importancia de no tener distracciones al estar al servicio de Jesús ¾“ No tendrás dioses ajenos delante de mí.”  Escribe Marcos 8:34 en una tarjeta y memorízalo.

 

VIERNES                  COMO NUESTRO CENTRO, ÉL DEMANDA NUESTRA OBEDIENCIA...

El discipularse en Cristo no se puede hacer a tu tiempo.  No puedes encajar el plan de Dios en tu programa o horario.  Como tu centro y circunferencia, Dios te recluta para Su plan y demanda tu vida como trabajador en Su reino.  El Dios Creador es muy grande y abarcador para estar sentado en el anaquel de tu vida.  ¡Tú eres el que tienes que sentarte en el anaquel de Dios¾Su Reino!  El autor de Hebreos nos describe la realidad del Reino de Dios en Hebreos 12:18-29.  ¡¡Wow!!  ¡Qué descripción! ¡¿Puedes ver que el mismo Dios que le hablo a los Israelitas desde el Sinaí es el mismo que te ha rescatado de tu perdición?!  Aunque no lo veas con tus ojos físicos, los miles de ángeles en asamblea gozosa pueden ser apreciados con tus ojos espirituales, al igual que la majestad y la gloria de Dios. ¿Qué nuevo aprecio y respeta has aprendido en cuanto al primer mandamiento?